domingo, 28 de noviembre de 2010

Perdidos en el Mundo Imaginal -4-

PERDIDOS EN EL MUNDO IMAGINAL 
Vericuetos de la Imaginación Creadora y del Más Allá
UN LIBRO SORPRENDENTE

Artículo publicado en Soriaymas - 28/11/2010

Los mecanismos psicológicos del cine a través de Jung, los arquetipos del Inconsciente Colectivo, el Mundus Imaginalis, la escatología esotérica sufi, los vericuetos de la Imaginación Creadora y la serie Lost-Perdidos conforman este libro publicado por Mandala Ediciones.


La síntesis del libro ofrecida por Ediciones Mandala sobre Perdidos en el Mundo Imaginal del periodista y escritor Ángel Almazán de Gracia, es la que sigue:

“ «No ha habido nada como 'Perdidos' para seducir nuestra imaginación», ha dicho Stephen King sobre esta serie televisiva que ha marcado un antes y un después en el Imaginario Audiovisual mundial a lo largo de seis temporadas. 

Su final, sorprendente y escatológico, ha desconcertado a la gran mayoría de los espectadores que siguen buscando explicaciones convincentes al respecto. Tarea nada fácil dado que, como Gran Relato, Perdidos está plagado de imágenes-ideas arquetípicas que resultan perceptibles y comprensibles tras un exhaustivo y multidisciplinar estudio psicológico, filosófico y esotérico.

Por otra parte, el mensaje escatológico de Perdidos tiene que ver con la capacidad demiúrgica de la Imaginación y el Mundo Imaginal –que no imaginario- del Más Allá, cuya escatología es prácticamente desconocida hoy día en Occidente.  

El autor, para argumentar su interpretación de Perdidos, recurre a filósofos (Platón, Aristóteles, Filón, Plotino, Sinesio, Ortega y Gasset, Zambrano…), escritores (Dante, Unamuno, Lezama, Juan Goytisolo), psicólogos como Jung, visionarios occidentales como Swedenborg y tres grandes representantes de la espiritualidad islámica (Sohrawardî, Ibn ‘Arabî y Môlla Sadrâ)”.

El autor de Perdidos en el Mundo Imaginal, Ángel Almazán, tiene escritos ya una veintena de libros en la editorial Sotabur, algunos de ellos enfocados en el esoterismo indoeuropeo (El enigma de la tradición hiperbórea de los celtíberos de Numancia), simbolismo medieval constructivo cristiano y musulmán (Claves masónicas de los maestros constructores, Guía espiritual y artística de San Baudelio) y misterios templarios (Esoterismo templario).

En Soria le hemos entrevistado acerca de Perdidos en el Mundo Imaginal.

- ¿Nos puede explicar el título del libro?
- He querido que sea ambiguo. No sólo se refiere a la serie Lost-Perdidos sino a todos nosotros, es decir que la humanidad se encuentra perdida... ¿Y dónde..? En “lo inconsciente” tanto personal como colectivo, esto es, en el Mundo Imaginal, en Matrix, en el Imaginario Matricial… Así que, partiendo de un análisis hermenéutico sobre Lost-Perdidos, el libro va mucho más allá.

- ¿En qué sentido?
- Se puede intuir leyendo el índice de Perdidos en el Mundo Imaginal. La serie Lost-Perdidos está presente a lo largo del libro, especialmente en su primer y último capítulo, pero para poder comprender el “sustrato escatológico imaginal” que subyace en la serie en su génesis y final (que son la boca y punta de cola de un Ouroboros cinesófico), he tenido que explicar los mecanismos psicológicos de la mente humana que explican la fascinación del espectador ante una película que le conmueve. Además era preciso exponer resumidamente el poder de la Imaginación Creadora, sus vericuetos y manifestaciones conscientes e inconscientes, así como la escatología imaginal de “visionarios” como Swedenborg y espirituales islámicos como Sohrawardî, Ibn ‘Arabi y Môlla Sadrâ.

- Jung ocupa un lugar también especial ¿no es así?
- En efecto. Los capítulos dos y tres del libro son junguianos plenamente. Jung ha ocupado un lugar importante en mi vida, sobre todo entre los veinte y cuarenta años. Y pensé que su psicología podría ser de gran utilidad para otorgarle un marco psicológico a este libro que sirviese de preparación cognitiva al lector antes de adentrarle en las expresiones filosóficas y esotéricas de los capítulos posteriores que abordan la Imaginación Creadora, el Mundo Imaginal (que no imaginario o fantasioso) y la escatología imaginal. Curiosamente, con tan solo seis días de diferencia, han coincidido en las librerías la primera edición en castellano del Libro Rojo de Jung y Perdidos en el Mundo Imaginal que tienen muchas cosas en común.

- ¿Cómo es que se ha interesado por la serie televisiva Perdidos?
- El “culpable” es mi hijo Diego, al que he dedicado el libro. Es un gran cinéfilo, participa en algunos foros y escribe también reseñas cinematográficas en  puntocaotico.com. Ha sido un apasionado seguidor de Lost en sus seis temporadas e insistía e insistía para que viese sus capítulos. Tal persistencia fue la suya que me llevó a levantarme a las tantas de la madrugada para ver la última tanda televisiva del final de Lost, y quedé conmocionado profundamente. Uniendo el primer capítulo y los dos últimos surgió en mi mente el Ouroboros escatológico imaginal de Perdidos, y cuando poco después leí la exégesis sufi que Luce López-Baralt realiza sobre la novela La cuarentena de Juan Goytisolo me sentí movido a escribir este libro que Mandala Ediciones acogió con los brazos abiertos, recepción a la que estoy agradecido.                     

- Por tanto, según Vd. la serie Perdidos no es sólo para el espectador juvenil…
- Así es… La prueba está en mí mismo, que cuento ya con 52 años… La psique humana surge de “lo inconsciente” y su motor es la Imaginación, con mayúsculas, que ha originado un Imaginario Matricial Arquetípico, el cual se plasma hoy fundamentalmente en su modalidad de Imaginario Audiovisual Colectivo, esto es, a través de los productos audiovisuales de mass-media como el cine, la televisión, los videojuegos, los comics… La misión de quienes sentimos inquietudes espirituales y conocemos algo sobre este sustrato matricial supraconsciente y subconsciente es darlo a conocer mediante amplificaciones arquetípicas de los motivos iconológicos y mitemas que aparecen, sutilmente disfrazados muchas veces, a través de estos productos audiovisuales.  Hasta un insigne historiador de religiones comparadas como Mircea Eliade lo veía así… Si quiere se lo leo, es un texto corto…
- Sí, claro… Léanos lo que dice Mircea Eliade.
Aquí tengo el libro: Nacimiento y renacimiento. Lo acabo de leer en esta misma semana y me ha emocionado encontrar esta concordancia entre lo que dice y lo que he intentado hacer en mi libro. Esto es lo que dice Eliade: 
“Los temas iniciáticos permanecen vivos sobre todo en el inconsciente del hombre moderno. Esa opinión viene confirmada no sólo por el simbolismo iniciático de ciertas creaciones artísticas -poemas, novelas, obras plásticas, películas-, sino también por su aceptación pública. Una aceptación tan masiva y espontánea demuestra, me parece a mí, que, en lo profundo de su ser, el hombre moderno sigue siendo capaz de dejarse impresionar por escenarios o mensajes iniciáticos. Es posible encontrar temas iniciáticos incluso en la terminología utilizada para interpretar dichas obras. Por ejemplo, tal o cual libro o película se diría que redescubre los mitos y pruebas del héroe en busca de la inmortalidad, que toca el misterio de la redención del mundo, para revelar los secretos de la regeneración a través de la mujer o el amor, y otras cosas por el estilo. No resulta sorprendente que los críticos se muestren cada vez más atraídos por las implicaciones religiosas y, sobre todo, por el simbolismo iniciático de las obras literarias modernas. La literatura juega una parte importante en la civilización contemporánea. El mismo leer, como distracción y escape del presente histórico, constituye uno de los rasgos característicos del hombre moderno. Por ello no sólo es natural que el hombre moderno busque satisfacer sus necesidades religiosas suprimidas o inadecuadamente satisfechas, mediante la lectura de ciertos libros que, aunque en apariencia "seculares", de hecho contienen ciertas figuras mitológicas camufladas como personajes contemporáneos y que ofrecen escenarios iniciáticos bajo la apariencia de sucesos cotidianos”. 
Y lo que cuenta Eliade respecto a la literatura hay que aplicarlo totalmente a lo cinematográfico.

- Insinúa Vd., por tanto, que la serie Perdidos es iniciática…
- Ciertamente… Y quiénes lean mi libro lo entenderán perfectamente… Dado que su trasfondo central es la “escatología imaginal” las mil veredas, sendas y cordeles laberínticos de las seis temporadas confluyen, cual mandala, en un mensaje escatológico iniciático y, por consiguiente, ello hace que Perdidos sea un Gran Relato en el que diversos arquetipos se han manifestado adaptándose a la Conciencia Colectiva y a la mente contemporánea del “hombre moderno” de hoy día.

Y con esta última pregunta dejamos a Ángel Almazán en su estudio, preparándose a terminar otra obra. “Es un libro iniciático sobre el Camino de Santiago en tierras gallegas que concluye ante la mar Océano y el sol en su ocaso solsticial”, señala.


 Nota: En este blog se han escrito hasta el momento los siguientes posts:



A los que hay que añadir, posteriormente:


- Entrevista sobre Perdidos en el Mundo Imaginal  en blog de José Antonio Delgado



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada